FEATURED

Nos hemos conocido en viaje. Nos hemos escrito cartas en viaje. Nos hemos leído en viaje. Hemos compartido –y compartimos– el asombro, la llegada, la despedida. Nos hemos escrito las unas a las otras sobre la llegada del invierno o sobre los árboles secos del Norte o sobre las paredes blancas de las casas de las ciudades; los balcones en mayo, las frutas en la boca de alguien, la inminencia de un volcán desbordándose, el incendio, el sexo, los bosques, las amistades fugaces.